Yate Eclipse.

Construido en 2010 por el astillero alemán Blohm + Voss, es considerado como el segundo yate más grande del mundo y el segundo más caro. Actualmente es propiedad del multimillonario ruso Roman Abramovich y este enorme barco mide 170 metros de eslora, entre los que se encuentra una enorme piscina de 16 metros, la cuál se puede convertir en cubierta si así se desea.

El yate Eclipse tiene dos helipuertos, 11 cabinas para invitados, dos piscinas (de diferente tamaño), varios jacuzzis, una discoteca y pone a disposición de los huéspedes tres lanchas y un mini-submarino que es capaz de sumergirse hasta 50 metros. Lo más sorprendente de todo es que no podrás disfrutarlo tú solo, ya que al menos se necesitan 70 personas de tripulación para garantizar su funcionamiento. Su precio está entre los 425 millones de euros a los 1.100 millones de euros.

 

Please follow and like us: